fbpx

La pintura del automóvil (parte 2)

Continuando con el tema, llega el momento de aplicar la pintura; idealmente debe hacerlo en un lugar sin corrientes de aire, ventilado y libre de polvo o tierra. Empiece por el techo o “concha” del carro, luego el “capot o capó”, la tapa del baúl o maletero, los laterales como las loderas o guardafangos y las puertas.

Esta es la parte más fácil, pero la más delicada. Trate de aplicar una capa del grosor adecuado, no muy delgada y no muy gruesa. Corra el haz de pintura sin detenerse, no muy rápido, no muy despacio. Si el haz de pintura es muy rápido, tendrá que pasarlo más veces, si lo pasa muy despacio, empiezan a formarse grumos y/o gotas de pintura que se corren. Ya sabe, cualquier procedimiento incorrecto se convertirá en una imperfección en el acabado final del trabajo de repintado.

No olvide que aún los expertos pintores automotrices, con decenas de carros pintados en su trayectoria laboral, cometen errores y también reciben reclamos de clientes inconformes, por lo tanto, no se preocupe si comete algún error al realizar el trabajo. Los buenos pintores son altamente cotizados en los talleres de pintado automotriz.

Algunos tipos de pintura permiten corregir las imperfecciones, como en el caso de la laca y la acrílica; se espera que la pintura “seque”, se lija un poco y se aplica la pintura nuevamente, pero el poliuretano no es tan sencillo de corregir, por esa razón es que los talleres que aplican este tipo de pintura cobran más caro, por los riesgos que ello implica. Otros talleres mejor no ofrecen esa opción. La mayoría de talleres le agregan a la pintura un compuesto químico denominado “catalizador”, cuya función es que el proceso de “secado” de la pintura se acelere; este puede ser adquirido en los mismos almacenes que venden la pintura.

Idealmente quien trabaja con pintura automotriz debe cubrir su cuerpo totalmente y usar mascarilla y anteojos, ya que los solventes utilizados en este proceso pueden ser tóxicos si son aspirados en exceso por las vías respiratorias o entran en contacto con la piel. Debe trabajar en área ventilada.

Todas las personas en nuestro campo de trabajo nos convertimos en especialistas a través de las experiencia y el tiempo transcurrido en estar haciendo lo mismo. Si queremos repintar un carro y dejarlo en condiciones de ser exhibido, deberemos hacerlo de manera repetida, por lo tanto, al hacer nuestra primera reparación o una primera repintada de un carro, no seamos tan exigentes con nosotros mismos. Yo quiero compartirles que no hay mejor experiencia que ir por la calle en un carro y tener la satisfacción de saber y pensar “esto, yo lo hice” y contárselo a familiares, amigos, compañeros de trabajo y vecinos. Todas las tareas y actividades que, como humanos, podemos hacer, están sujetas a ser perfeccionadas el día siguiente, así que hagamos el trabajo. ¡¡¡ Adelante !!!

Armando Orenos Ortiz
Magíster en Educación
laorenos@yahoo.com.mx

Publicaciones relacionadas

Más publicaciones

Boletín Noviembre 2,021

Capacítate en cursos especializados en el sector automotriz ¡Encuentra aquí el curso de tu interés y actualízate!Más Información Conoce sobre

Boletín Octubre 2,021

Capacítate en cursos especializados en el sector automotriz ¡Encuentra aquí el curso de tu interés y actualízate!Más Información Soluciones efectivas